Bed Bugs, una plaga de diversión – Cayro

Tenemos una plaga, pero en lugar de llamar al exterminador hemos decidido divertirnos con los bichitos que han invadido nuestra mesa de juego. Hoy, disfrutamos de Bed Bugs, un juego de Cayro.

UN VISTAZO POR ENCIMA

Autor: Lucía Molina | Ilustrador: Dany Molero | Editorial: Cayro
  • ¿Quién? Pequeñas chinches de 5 o más años
  • ¿Cuantos? De 2 a 4 bichitos
  • ¿Durante? 15 minutos aprox.

COMPONENTES

  • 20 chinches (pompones)
  • 40 tarjetas (20 «atrapa las chinches» y 20 acciones)
  • 1 timbre

Un juego con timbre siempre es un éxito entre los peques pero si le añades 20 pompones de colorines y monísimos, pues ya los tienes en el bote para jugar toda la tarde.

CÓMO SE JUEGA A
BED BUGS

PREPARACIÓN

Los jugadoers cogen una chinche de cada color (5 en total). Cogemos las tarjetas de «atrapa las chinches» (azules), las barajamos y las colocamos en el centro de la mesa bocabajo en un mazo. Hacemos lo mismo con las de acción (amarillas) y colocamos el timbre al alcance de todos.

DESARROLLO

Un jugador da la vuelta a una tarjeta de «atrapa las chinches». En ella vemos dónde tenemos que colocarnos los pompones y, si somos los primeros en hacerlo y darle al timbre ganaremos la ronda y podremos quedarnos con la tarjeta.

Ahora, el jugador que ha ganado tiene la opción de arriesgarse con una carta de «acción». Si lo hace, los demás jugadores voltearán la carta del mazo correspondiente y tendrá que realizar la acción que aparezca durante 5 segundos.

Hay varias acciones como bailer, dar vueltas sobre si mismo, jugar al golf, remar, moverse como un robot, etc…

Bed Bugs - Cartas de acción

Si lo logra, ganará esta carta también pero si, al realizar la acción, se le cae alguna chinche, tendrá que devolver las dos a la parte baja de cada mazo.

FIN DEL JUEGO

Tras la tercera carta de «atrapa las chinches» cada jugador cuenta sus tarjetas y, quien más tenga, será el ganador.

BED BUGS:
PENSAMIENTOS FINALES

Un juego que casi no necesita explicación por lo que desde el momento en el que lo sacamos los peques ya se están divirtiendo. Por no decir que tener 20 pompones, con ojitos, con los que jugar es un buen añadido.

Un juego interesante ya que tenemos sólo 3 turnos y en cada uno, el que se lleve la primera tarjeta tendrá que decidir si quiere continuar y lograr la de acción. Para esto tendrán que fijarse en cómo van los demás jugadores y si merece la pena el riesgo o no.

Y bueno, 3 turnos porque lo ponen las reglas pero por lo general querrán jugar hasta que se acaben las cartas.

Bed Bugs se juega de pie (claro) y es rápido y movido, algo que siempre gusta a los peques (a los de 5, 9 o 36 años…). Intentad hacer como que jugáis al golf sujetando 5 pompones con distintas partes del cuerpo, ya veréis que risa.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Comenta!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Información básica sobre Protección de Datos

Responsable: Daniel Benavides
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna.
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web tangdenaranja.es