Happy Bunny – Mercurio

Desde que Dracotienda se mudó al lado de casa nuestro abanico de posibilidades a la hora de probar juegos ha aumentado exponencialmente (al contrario que el sitio en las estanterías, que ha disminuido). Es gracias a ellos que hayamos disfrutado y que hoy podamos enseñaros Happy Bunny.

UN VISTAZO POR ENCIMA

Autora: Peggy Brown | Ilustraciones: Gaelle Picard | Editorial: Mercurio (Blue Orange)

Happy Bunny es un juego cooperativo de memoria en el que todos los jugadores controlaremos a un conejito majísimo que irá cogiendo zanahorias del huerto (pero sólo las que ya están mordidas y que el granjero no podrá aprovechar) para darse un festín con su familia.

  • ¿Quién? Gazapos desde los 3 años
  • ¿Cuantos? De 1 a 4 conejitos glotones
  • ¿Durante? No más de 15 minutos.

COMPONENTES

Happy Bunny juego de mesa infantil niños cooperativo conejito mercurio componentes

  • 40 zanahorias de distintos tamaños
  • 1 grangero de madera
  • 1 conejito de madera
  • 1 dado de colores
  • 1 campo de juego (la caja, ¡bien!)

Cómo nos gusta eso de jugar en la caja. Además en esta ocasión es abrirla y ver un montón de colorines, muy llamativa e ideal para que un peque de 3 años nada más levantar la tapa esté deseando empezar.

CÓMO SE JUEGA

PREPARACIÓN

¡Abrimos la caja! Parece obvio, pero con esto ya tenemos la mitad de la preparación hecha, ya que desvelamos así el tablero. Ahora es el momento de coger todas las zanahorias y plantarlas por los agujeros que nos encontramos. Además de intentar distraer a los peques mientras lo hacen/hacemos, para que no memoricen donde están poniendo cada una, le vamos dando vueltas a la caja para complicarselo un poco más.

Una vez puestas las ricas zanahorias en su sitio, colocamos al conejito en la casilla de salida y al granjero en la última.

Happy Bunny juego de mesa infantil niños cooperativo conejito mercurio granjero

El granjero, ejem, espera al conejito al final para decirle que le agradece que haya intentado llevarse las zanahorias que estaban mordidas y que el no iba a poder aprovechar en casa pero que ya no quedan más que se pueda llevar para el festín, que lo siente mucho.

DESARROLLO

En nuestro turno lo que tendremos que hacer es tirar el dado. Comprobamos qué color ha salido y movemos al conejito hasta la siguiente casilla del camino con dicho color.

Happy Bunny juego de mesa infantil niños cooperativo conejito mercurio camino
Por cierto, muy fanes siempre de que los personajes tengan dibujada también la espalda.

Una vez que avanzamos a la casilla del color que ha tocado comprobamos el número que hay sobre ella. Ese será el número de zanahorias que podremos intentar recolectar en este turno.

Podemos cogerlas de cualquier parte del huerto. Si aparece una zanahoria sin mordisco deberemos dejarla en su sitio de nuevo (y recordar donde está para no volver a sacarla) pero si nos hacemos una deliciosa zanahoria con mordisco podremos cogerla.

Happy Bunny juego de mesa infantil niños cooperativo conejito mercurio zanahoria
Esta zanahoria no tiene mordisco, por lo que se la dejaremos al granjero.

¿Y qué hacemos con ella? ¿Cómo sabemos si tenemos suficientes zanahorias para el festín? Pues aquí llega de nuevo la caja del juego para ayudarnos:

Happy Bunny juego de mesa infantil niños cooperativo conejito mercurio regla

En dos de los laterales de la caja tenemos una regla y ahí será donde iremos colocando las zanahorias que recolectemos.

Una vez hayamos comprobado tantas zanahorias como el número de la casilla donde estamos nos diga pasamos el turno al siguiente jugador.

Nota: la última casilla justo antes del granjero (multicolor) es un comodín. Si tiras el dado y el color que muestra el dado no está, salta directamente a esta casilla.

FIN DEL JUEGO

Si hemos sido capaces de recolectar suficientes zanahorias para completar dos filas a lo largo de la caja, ¡habremos ganado! Menudo festín nos vamos a dar.

Sin embargo, si llegamos hasta la última casilla y nos encontramos con el granjero sin tener suficientes zanahorias este no dará la mala noticia de que no quedan más.

HAPPY BUNNY: PENSAMIENTOS FINALES

¡PERO QUÉ MONERÍA! 2 segundos tardamos, tras entrar en Dracotienda y ver la copia que tenían abierta para mostrar, en enamorarnos de él. Es un juego tremendamente llamativo, algo ideal teniendo en cuenta que está indicando para los peques desde 3 años y todo incentivo visual es bueno.

Pero no hay que quedarse sólo en lo visual, ni en que los materiales sean de gran calidad (al fin y al cabo es un juego de Blue Orange y esto lo tienen más que controlado), además es un gran juego de memoria con el que nos divertimos muchísimo (incluso nosotros, que tenemos ya 7 y 35).

Gracias al tema de la regla en el lateral del juego además las partidas siempre serán diferentes, ya que unas veces sacaremos zanahorias más grandes y otras más pequeñas por lo que no siempre necesitaremos el mismo número para poder ganar, dandole así más intríngulis al juego.

Y venga, no voy a pasarlo por alto. Happy Bunny es uno de esos juegos infantiles con una larga tradición de enseñar a los niños a robar (Código Secreto 13+4, que nos enseña a robar un museo, How to rob a bank…) pero, si habéis leído la reseña os habréis dado cuenta de que hay maneras de cambiar eso fácilmente. ¡Las zanahorias están mordidas! así que como el granjero no las va a poder usar se las deja al conejito… Y estoy seguro que a vosotros se os pueden ocurrir muchas más historias.

En definitiva, Happy Bunny es un juego bonitísimo, divertido y que encima favorece la atención, la memoria y el trabajo en equipo. Todo un acierto.

 

Happy Bunny – Mercurio
4.4 (88%) 5 votes

DEJA UNA RESPUESTA

¡Comenta!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Información básica sobre Protección de Datos

Responsable: Daniel Benavides
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna.
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web tangdenaranja.es