Mascotas – Átomo Games

Erase una vez un Tang que acudió a la presentación del primer juego de una editorial desconocida. No podía imaginar que estaba a punto de ver el nacimiento de una estrella, de un exitazo en toda regla. Esa editorial era Atomo Games. El juego: Mascotas.

Podéis ver cómo Laura os lo explica, dándole al play, o seguir leyendo. O las dos cosas.

 

UN VISTAZO POR ENCIMA

¿Quién de niño no ha pedido insistentemente hasta la saciedad tener una mascota? Vale, en verdad mucha gente, pero otros sí que lo hicimos.

Con Mascotas nuestro sueño se verá cumplido, pero un gran poder tener una mascota conlleva una gran responsabilidad. Será tu deber cuidarla dándole de comer, bañándola, dándole juego y un buen hogar.

  • ¿Quién? Desde los 4 años
  • ¿Cuantos? De 2 a 8
  • ¿Durante? 20 minutos

COMPONENTES

Mascotas

  • 4 cartas grandes de mascotas
  • 8 cartas de objetivo (reverso verde)
  • 70 cartas de juego (reverso naranja)

Especial mención en este caso a las divertidas ilustraciones, sobre todo de las mascotas y aun más especialmente en (no podía ser de otra forma) el chihuahua.

CÓMO SE JUEGA

Nuestro objetivo es tener la mascota mejor cuidada. ¿Cómo? Logrando que la carta grande de tu mascota objetivo (la del centro de la mesa) tenga los cuatro cuidados necesarios para estar contenta y feliz y que además no tenga estado ni de enfadada ni de enferma.

PREPARACIÓN

Colocamos las cuatro grandes cartas de mascotas en el centro de la mesa, un poco separadas unas de otras ya que luego iremos colocando más cartas en las esquinas de cada una.

Repartimos a cada jugador una carta de objetivo que veremos sin enseñársela a los demás. Esa será la mascota que recibirá nuestros cuidados. Repartimos también cuatro cartas de juego a cada uno y el mazo lo dejamos en la mesa al alcance de todos. Elegimos el jugador inicial y comenzamos.

DESARROLLO

El turno es tan fácil como jugar una carta de nuestra mano y robar otra. Y ya está.

Jugar es obligatorio, aunque sepamos que estamos favoreciendo a otro jugador. La única opción de descartarse de una carta es que esta ya esté en juego. No puede haber dos cartas iguales en una misma mascota.

CARTAS

Pero par todo esto, necesitamos saber qué son todas esas cartas de las que hablamos. Vamos a conocerlas:

– Cartas de cuidados. Son las cartas específicas de cada mascota. Pueden ser de cuatro tipos: aseo, casa, comida y juego. Todas tienen en una esquina el icono de la mascota a la que pertenecen, además de su color y el tipo de cuidado que es. Así, es mucho más fácil para los peques identificar donde colocar cada carta.

– Cartas de estado. Con las cartas de estado alteramos a las mascotas, para bien o par mal. Existen cuatro estados:

  • La pulga – Enferma a la mascota sobre la que coloques la carta. Si la mascota ha ido al veterinario, retiras las dos cartas. Estando esta carta sobre tu mascota objetivo no podrás ganar aunque tenga todos los cuidados.
  • Veterinaria – Si nuestra mascota está enferma, podremos llevarla al veterinario, descartando en el momento las dos cartas. También se puede colocar preventivamente, antes de que alguien haga enfermar a nuestra mascota.
  • El Gato – Enfada a la mascota sobre la que coloques la carta. Si la mascota está recibiendo mimitos, retiras las dos cartas. Estando esta carta sobre tu mascota objetivo no podrás ganar aunque tenga todos los cuidados.
  • Mimitos – Espantas al gato que enfada a nuestra mascota. Descarta las dos catas en el momento.También se puede colocar preventivamente, antes de que alguien haga enfadar a nuestra mascota.

– Cartas de acción. Son las que cambiarán las reglas del juego conforme se vayan sacando.

  • El niño travieso – Mueve una carta de estado de una mascota a otra (puede ser un estado bueno o malo)
  • Policía – Al jugarla, intercambias las cartas de tu mano con las de otro jugador. Ese jugador, en su turno, tendrá una carta menos para jugar y no podrá robar (otra vez hasta cuatro) hasta que haya jugado su turno.
  • El científico loco – Retiras todas las cartas (estado y cuidado) de una mascota. (Grandiosa carta que da mucha risa cuando la usas en el momento adecuado).
  • El tornado – Todos los jugadores pasan su mascota objetivo al jugador situado a su lado, decidiendo el jugador que juega la carta si es a la derecha o a la izquierda.
  • La tienda de mascotas – El jugador intercambia su mascota objetivo con otro jugador de su elección.
LA TIENDA DE MASCOTAS CON DOS JUGADORES

Cuando se juega a dos jugadores (nuestro caso el 98% de las ocasiones) la tienda de mascotas y el tornado son exactamente iguales. Cambiar tu mascota con la otra persona. Así que nos inventamos una nueva acción que, con algo de orgullo, diré que Atomo Games recogió con buen agrado y en la segunda edición del juego incluirá en el manual.

La tienda de mascotas, en este caso, al ser jugada, nos obligará a descartarnos de nuestra mascota (inventar aquí una historia que no incluya el abandono animal) y visitar la tienda para adoptar una nueva.

FIN DEL JUEGO

Como decíamos el objetivo es que tu mascota tenga todos los cuidados y ningún estado malo (enfado o enfermedad). Aun así, en el momento en el que eso ocurra AUN NO HABRÁS GANADO. Desde la segunda edición del juego se añade una regla (que evita ciertas confusiones) y ganarás cuando la mascota esté bien cuidada y SEA TU TURNO.

Es decir, puede que justo después de ti alguien haga que tu mascota esté en perfecto estado, pero no podrás decir que has ganado todavía, porque puede que el siguiente jugador haga enfermar a la mascota, por ejemplo. Con esta regla, si hay dos jugadores con la misma mascota objetivo, no habrá empate.

PENSAMIENTOS FINALES

Mascotas es sin duda un gran juego, tanto para jugar con los peques como para divertirse entre niños de más de 30 años.

Cuenta, además, con un gran componente de estrategia, al tener nuestro objetivo oculto. Deberemos pensar si le plantamos un estado bueno y descubrir así a los demás jugadores cual es nuestra mascota o jugar al despiste cuidando a otras.

Deberemos también estar muy pendientes de lo que hacen los demás, ya que en alguna ocasión tendremos la oportunidad de cambiar nuestras mascotas y lograr quizá una que esté a punto de ser la ganadora.

Y ahora, el tema que no se puede evitar. La típica pregunta de “¿pero esto no es el “Virus!” con animalitos?”.

Pues bien, a la hora de explicar el juego es lo que parece. Y si sabes jugar a uno sabrás jugar al otro sin problema ninguno. Entonces, ¿son iguales? Pues no. Es curioso, pero a pesar de lo que pudiera parecer, una vez que te pones a jugar las sensaciones son completamente distintas. Si lo pensamos, ¿cuantos juegos cuentan con mecánicas parecidas? Así, muy a lo bruto, los “euros” por ejemplo son “sólo” poner cubitos en sitios, pero cada juego tiene una experiencia completamente distinta a los demás.

Así pues, son dos juegos que tienen cabida perfectamente en la misma ludoteca (y que recomendamos siempre que podemos).

Mascotas – Átomo Games
5 (100%) 3 votes

DEJA UNA RESPUESTA

¡Comenta!
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Información básica sobre Protección de Datos

Responsable: Daniel Benavides
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna.
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web tangdenaranja.es